Historia de las conservas I. Introducción.

tinandpot.com junio 20, 2016 No hay comentarios
N

No somos conscientes de, hasta qué punto, los métodos de conservación de los alimentos han tenido un papel fundamental en el devenir de la civilización. Sin ellos, posiblemente, el ser humano no habría pasado de ser un mero cazador-recolector.

La historia de la Humanidad comienza con pequeños grupos nómadas. El ser humano primitivo se veía obligado a vivir en constante movimiento siguiendo sus fuentes de alimento. No era una vida fácil. Seguía a los animales en sus migraciones y recolectaba los frutos de la naturaleza cuando maduraban. Debía estar en el lugar adecuado, en el momento adecuado y consumir los alimentos de inmediato.

Pescado seco
No fue hasta que se idearon maneras de conservar ciertos alimentos, cuando se pudo establecer en un lugar de manera sedentaria. La conservación de los cereales, la carne o el pescado, le permitieron no tener que moverse constantemente. Esto liberó mucho tiempo que pudo dedicarse a la creatividad y sentó la base para posteriores descubrimientos como la agricultura, la ganadería y, más tarde, el comercio con los excedentes.

Carne ahumada

El secado del grano, la carne o el pescado al sol, fue posiblemente el primer método de conservación utilizado por éstos pioneros. La salazón, el ahumado y la fermentación le siguieron. Éstos métodos primitivos, aun habiendo perdido importancia, siguen siendo utilizados en la actualidad, tomando especial relevancia en los recetarios tradicionales de todas las culturas.

La comida enlatada, como hoy la conocemos, tuvo que esperar a finales del XVIII, principios del XIX, para ver la luz. Los avances científicos y la mayor comprensión de los procesos bioquímicos, llevaron al descubrimiento de la pasteurización, que junto a la conservación hermética en contenedores metálicos o de vidrio permitió prolongar la vida de los alimentos de manera considerable y aumentar la seguridad alimentaria en gran medida.

En posteriores entradas iremos hablando de cada uno de los métodos de conservación, su repercusión, su uso en la actualidad y sus posibilidades culinarias.

Un saludo desde Tin&Pot.

tinandpot.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *